Primera vez con una escort de lujo

La primera vez con una escort de lujo de Madrid no es extraño que los primerizos clientes tengan una serie de dudas. Aquí se las aclaramos.

Sí, la primera vez con una escort de lujo de Madrid o de cualquier otra gran provincia española produce a los hombres un cierto nerviosismo. Y más si hasta ese momento no han estado con ninguna chica que se dedique al sexo de pago. Para todo siempre hay una primera vez.

Y son muchos los hombres que, bien por miedo, o por el cúmulo de tensión que le produce el estar con una escort de lujo, no terminan nunca de concertar una cita.

Ellos se hacen mil preguntas y temen quedar mal. No sólo por creer que ellas no lo van a pasar bien en la cama, o no van a seguir su ritmo sexual. Sino porque consideran que son mujeres de bandera a las que no cualquiera estará a la altura del encuentro.

Pero la realidad nos dice que ni mucho menos hay que impresionar a nadie. Ser natural y educado son las mejores armas de conquista que puede agradecer una escort de lujo de Madrid.

cita-con-escort-madrid

Consejos para la primera cita

Si existe algo excitante y sensual cuando un hombre se decide a tener un encuentro con una escort de lujo. Para muchos de ellos es como una prueba de fuego donde no saben muy bien cómo comportarse.

Por un lado, les atrae enormemente las fotos que vieron en la web de la agencia de escorts donde una de ellas les impactó sobre las demás. Pero por otro siempre tienen temores de que no será tan excitante como en las fotos o ellas pueden estar trucadas. En caso de duda lo mejor es desistir, pero sí se concierta un encuentro, verá como todo son facilidades por parte de las encargadas de las agencias.

Ellas, discretamente orientarán sobre cómo es cada una de las acompañantes de lujo que se anuncian, y cuál puede ser la más idónea para pasar la primera vez con una escort de lujo momentos que no se olvidarán.

Cada acompañante de lujo tiene sus características personales, y algunas son ideales para esa primera vez con una escort de lujo. Dejarse aconsejar, es un buen primer paso.

Educación y naturalidad

A pesar de lo que se pueda pensar, ellas no desean más que las citas transcurran con normalidad. Teniendo los dos claros los servicios que la escort de lujo ofrece y aquellos que no realiza. Por supuesto que valoran la educación, la higiene, el buen trato y les molestan las mentiras o aquellos hombres vanidosos o ególatras. No son ni mucho menos chicas a las que se les pueda engañar fácilmente, por lo que las contradicciones en que muchos hombres caen, sólo para intentar impresionar, a veces rompe la buena química.

escort-lujo-madrid

Al igual que las scorts de lujo en Madrid no realizan preguntas indiscretas, tampoco les gusta que las interroguen. Muchos hombres sin darse cuenta, quieren saber desde su nombre real, hasta si tiene alguna relación fuera del mundo escort.

Pero quizá la pregunta más repetitiva, es: ¿Y con lo guapa que eres no has pensando en dejarlo?. Cada una de ellas tiene sobrados motivos para trabajar como escort y no es de incumbencia de nadie los que les han llevado a ejercer como tal. Además, a la inmensa mayoría les gusta su trabajo, y lo que es más importante, se sienten bien realizándolo.

Por eso nuestro  consejo para la primera vez con una escort de lujo es intentar no hacer preguntas indiscretas.

La primera vez con una escort de lujo es apasionante

Ningún hombre se arrepiente de vivir la experiencia de la primera vez con una escort de lujo. Se sienten como reyes. Admiran su delicadeza, su dulzura, su conversación, además lógicamente de su clase y estilo. Se sienten maravillados también por su belleza y por supuesto por sus servicios eróticos que realizan con total naturalidad.

Por su parte, ellas siempre intentan superar las expectativas de quienes solicitan una cita. Les agrada sentir, y en ocasiones escuchar, lo bien que realizan su trabajo. Por lo que un buen consejo siempre será hacérselo saber para que la química obtenida vaya aún a más.

GFE. Servicio de escorts de lujo

El llamado GFE, siglas que corresponde a la traducción del termino anglosajón “Girlfriend experience”, es algo que todas las escorts de lujo ofrecen. Ellas mismas no entienden una relación donde no haya besos, caricias y el trato propio de una novia. Se acabó para sorpresa de muchos aquellos de que las escorts no besan.

Tan sólo que no les gusta que, de buenas a primeras, nada más conocerse se lancen a besar como locos. Siempre hay un momento para todo. Y será en los preliminares eróticos cuando el trato GFE surja sin problemas.

gfe-servicio-de-escorts

No hay que olvidar que tanto en la primera vez con una escort de lujo como es las sucesivas ocasiones, ellas disfrutan también del sexo. Sus servicios sexuales los ofrecen tanto para el placer de sus clientes como para el de ellas.

De esa manera, a la vez que realizan sexo oral, o francés natural, a la mayoría no les importa que también se lo hagan a ellas. Es una perfecta manera de conocerse sexualmente o incluso disfrutar de los servicios eróticos especiales. 

En la primera vez con una escort de lujo es importante dejarse llevar. Ellas saben perfectamente vislumbrar los deseos sexuales de quienes solicitan sus servicios.

El placer de la buena compañía

Por otro lado, y a diferencia de las putas de piso, las escorts de lujo de Madrid poseen las cualidades perfectas para ser acompañantes de lujo en diversas situaciones. Salir a cenar con ellas, ir a evento social, pasar la noche juntos, o incluso viajar a su lado es una maravilla.

La mayoría, además de tener una excelente conversación, formación universitaria y saber estar, son muy discretas y educadas. Verdaderas chicas de compañía que podrán hacerse pasar por la novia, la mujer o la amante con que todo hombre sueña.

5/5 (1 Review)