Sexo prohibido. Excitante y placentero

Sexo prohibido es aquel que muchas personas practican a pesar de tener una relación de pareja estable y consolidada.

Sexo prohibido, lugares prohibidos, películas prohibidas…desde que somos jóvenes todo aquello que no nos está permitido es lo que más nos llama la atención. El ser humano es así, inconformista por naturaleza, y en materia de sexo, aún más. Pero culturalmente siempre ha sido el hombre el más osado para saltarse lo establecido y hacer de lo prohibido todo un reto para saltarse esas normas en ocasiones absurdas. Poco a poco la mujer también le sigue los pasos, demostrando una personalidad mucho más racional y a la vez menos conformista.

En el caso del sexo prohibido, es decir, fuera del entorno del matrimonio o de la pareja estable, son aún mas los hombres infieles que las mujeres. Uno de cada tres confiesa haberle sido infiel a su pareja, mientras que en el caso de ellas tan sólo lo afirman una de cada cinco. Pero en la última década el concepto de la fidelidad está tomando otros caminos. Ya no es ese sexo prohibido el único motivo porque una persona tiene relaciones con otra. Sino por conceptos que van unidos a las relaciones sexuales pero que se manifiestan en la aventura que provoca verse a escondidas, tener una confianza aún mayor que con su pareja, o la complicidad que se crea con otra persona de su entorno.

infidelidad-masculina

Sexo prohibido. Un hecho cultural

Ya desde que somos jóvenes se nos educa para que no sintamos ningún tipo de atracción por las personas que son allegadas a nuestra familia. El primer ejemplo de sexo prohibido lo encontramos en la imposibilidad de mantener relaciones sexuales con primas o primos, a pesar de que los viéramos una vez al año. Los lazos consanguíneos son el primer freno para que se nos eduque que una relación incestuosa sea pecado mortal. Sin embargo, en multitud de fantasías eróticas, tanto de hombres como de mujeres está el hecho de tener ese sexo prohibido con algún miembro cercano o directo de la familia.

Hablamos sólo de sexo, ya que, sobre relaciones mas intensas, es la propia sociedad quien siempre condenará a este tipo de parejas.

La figura de la prima inocente, o la del primo alto y guapo, son idealizadas por muchos jóvenes que sueñan con un acercamiento mas que familiar, a pesar de lo incestuoso del asunto que es altamente excitante.

El cine porno, en ocasiones, no es más que el reflejo de los propios deseos del ser humano, y las escenas sexuales sobre incestos, son una de las áreas más visitadas. A pesar de que lógicamente sean actores que se hacen pasar por esos roles.

Infidelidad en España

España es uno de los países del mundo donde mayor número de personas infieles existen, pero dentro de nuestro territorio es la Comunidad Valenciana, donde mas personas retan a lo establecido siendo infieles a sus parejas. Bien sea con escorts o con amantes ocasionales del entorno laboral o social. Cataluña le sigue de cerca, siendo especialmente significativo el número de casos tanto en Gerona como en Barcelona. Y en cuarto lugar aparece en el ranking Madrid. Una gran ciudad donde se puede pasar más desapercibido por su gran número de habitantes. De hecho, las dos grandes ciudades donde más trabajo tiene una escort no dejan de ser Madrid y Barcelona. En otras provincias siempre será mucho más arriesgado cometer una infidelidad sin que nadie se entere.

A la cola de la demanda del sexo de pago, encontramos a la Comunidad de Extremadura. Los habitantes de sus ciudades son los menos infieles de España seguidos por los castellano-manchegos.

Morbo, adrenalina y nuevas sensaciones

Aquellos que desean tener ese sexo prohibido lo hacen por el placer que les proporciona la propia segregación de adrenalina que les conduce a buscar nuevas y placenteras sensaciones. Les gusta vivir siempre al límite de que sean sorprendidos, es algo que ya de por si les excita. Y sienten un placer especial al conseguir saltar las ataduras convencionales propias de la relación de una pareja.

morbo-sexual

Disfrutan con el nerviosismo que les produce disfrutar plenamente del sexo, y en muy pocas ocasiones estas ansías no les traicionan con un gatillazo sexual

Nuestra propia mente está siempre alerta para que se active ante estímulos diferentes y atractivos. Y más en cuestión de sexo. Para aquellos que son amantes del riesgo y no les importa ser infieles a sus parejas, su actividad emocional segrega esa adrenalina que convierte a las relaciones sexuales con terceras personas en algo intenso y muy placentero. Esto conlleva a crear un círculo vicioso. Ya que ese placer le conducirá rápidamente a la idea de repetir la situación.

De hecho, y volviendo al trabajo de las escorts, muchas de ellas nos confiesan que entre sus clientes siempre hay algunos “fieles” a su compañía. Es decir, no buscan otras acompañantes con quienes tener ese sexo prohibido, ya que son casados. Quieren repetir lo ya experimentado que en su momento le produjo placer, y siempre tendrán miedo a que no lo puedan conseguir con otra escort.

Este tipo de perfil de clientes de escorts, suele ser muy común. Otros no son infieles en su propia ciudad, pero si viajan con frecuencia, les encanta alimentar su morbo, planeando citas con putas a domicilio u hoteles de capitales como Madrid. Una de la ciudades donde mejores y más bellas escorts pueden encontrar.

puta-a-domicilio-madrid

Se ponen con mucha antelación en contacto con ellas y les van contando los pormenores de sus deseos de volver a tener el mismo patrón de “sexo prohibido”.

Carla Mila

0/5 (0 Reviews)