Separados y escorts de lujo. Volver a sentir y disfrutar

Separados y escorts de lujo forman una gran pareja en cuanto a la simplicidad y complicidad que busca un hombre que no quiere compromisos con otra mujer. Y además las chicas no se sienten agobiadas.

Los hombres separados y escorts de lujo siempre ha sido un perfil muy común. Son clientes perfectos, que tras el proceso de una separación o divorcio desean recuperar lo que ellos reconocen como el “tiempo perdido” sexualmente hablando. Las razones principales, por el que habitualmente desean la compañía de una escort de lujo de Madrid, como son las chicas de nuestra agencia, son:

  • Recuperar la autoestima personal y sexual con mujeres, a pesar de que ellas sean escorts de lujo de Madrid.
  • Sentirse deseado, querido, durante unas horas por una escort bella, educada y complaciente.
  • La ausencia de conflictos personales con terceras personas. De ahí que separados y escorts siempre forman la pareja perfecta.
  • Descubrir y disfrutar de nuevas experiencias sexuales que saben que tan sólo las escorts de lujo de Madrid les pueden ofrecer.

separado-con-escort-de-lujo

  • Discreción y educación por parte de las escorts de lujo. A pesar de que están legalmente separados, no desean que su entorno conozca lo sepa.
  • Compañía sensual y femenina joven y bella. Algo que tan sólo le podrán ofrecer cuando lo deseen las escorts de lujo de Madrid.
  • Y poder salir a cenar, tomar algo, incluso viajar separados y escorts de lujo de Madrid que deseen.

Un perfil de cliente muy común

Tras los largos procesos de divorcio y separación, los hombres se cuidan muy mucho de no dar motivos a sus parejas de una evidente infidelidad, a pesar de que sea con escorts. Pero después, cuando ya viven solos, son plenamente independientes, desean la presencia femenina que no le produzca complicaciones. Por ello separados y escort de lujo son un perfil muy común. Quizá más de lo que pudiéremos imaginar. No les importa que sean esscorts bisexuales, ni con qué tipo de cliente van, o  que no el momento que ellos quieran , las escorts no estén disponibles para ellos.

No suelen ser citas de una hora, ya que estos hombres también le dan mucha importancia a la compañía, a la buena conversación y a la seducción. Por ello son encuentros prolongados, con calma, tranquilidad y sensualidad. Idóneos para separados y escorts de lujo de Madrid

Cómo decíamos reafirman sus aspectos más masculinos que en miles de ocasiones han sido casi perdidos en relaciones tortuosas de convivencia. Pero después, tras el divorcio o la separación, desean a toda costa recuperarla. De ahí que hombres separados y escorts sean ese perfil perfecto para quienes no desean compromisos de ningún tipo.

Escorts de lujo favoritas

Por afinidad, y después de conocer a algunas de las escorts de lujo a las que les han solicitado sus servicios, este tipo de hombre termina por conectar de manera especial con alguna o algunas.

Y es algo comprensible. A cada hombre le gusta un tipo concreto de mujer, y será siempre una de las escorts de lujo de Madrid quien sea la que más le agrade su compañía.

Sus criterios no son meramente físicos. No buscan chicas que sus cuerpos sean perfectos si carecen de encanto, empatía o naturalidad. Prefieren a escorts de Madrid que tengan esas características, pero sobre todo que desprendan un atractivo personal.

Saben que las escorts independientes no son las idóneas debido a su alto grado de profesionalidad, si no que buscan escorts de lujo de agencias como la nuestra. En ella las acompañantes de lujo suelen tener otras ocupaciones además de ser chicas de compañía. Algo que a ellos les aporta más temas de conversación y por supuesto que no todo sea sexo rápido y fugaz.

Independencia emocional

El mundo de los hombres separados y escorts de lujo en Madrid, carece totalmente de cierta dependencia emocional. Si ellos ya rehúyen a tener relaciones con otras mujeres que puedan dar por entendido cierto compromiso, con las acompañantes de lujo no lo es menos.

Y eso que en ocasiones no es difícil sentirse atraído por alguna de las escorts de lujo que van conociendo. Pero esa relación, no tiene porqué despertar más sentimientos que cierto cariño, complicidad y buena amistad.

No es raro en otras ocasiones que muchos clientes de escorts, queden prendados de sus encantos de tal manera, que busquen una relación de pareja con ellas. Un gran error por parte de ellos, y algo que es prácticamente inviable.

Siempre un tipo de acompañante de lujo en concreto

Lo que nos parece realmente curioso, y es lo que nos cuentan las chicas de nuestra agencia de escorts en Madrid, es que buscan ciertos parecidos a la mujer con la que estuvieron casados.

Procuran que sea de parecida estatura, mismo color de pelo, de tipo de cuerpo y con la mayoría de las similitudes con su anterior pareja. Y es que al fin y al cabo, a pesar de la separación, no deja de ser el referente de mujer que a ellos les gusta.

sexo-con-escorts-lujo-madrid

También se da mucho el hecho que estos hombres separados quieran aún a sus exmujeres, y la separación no haya sido lo mejor para ellos. Pero en estos casos, son dos los que determinan esta situación. A pesar de que algunos de ellos continúen en cierta manera enamorado.

De ahí que la presencia y compañía de las escorts de lujo favoritas para ellos, puedan emular la de su anterior mujer. Y es que hay que  tener en cuenta que  nuestras escorts universitarias  de Madrid son idóneas para establecer este tipo de relación, que no con otras que ni siquiera hablan bien nuestro idioma.

Clientes fijos y exigentes

El hecho de que al final de un tiempo, sea una o varias las escorts de lujo de Madrid las que siempre demandan, hacen que para ellas sean lo que se denomina “clientes fijos”. La mayoría de las acompañantes prefieren tener citas con ellos antes que con otros que son desconocidos. Siempre y cuando su compañía no sea incomoda o intente regatear las tarifas de los servicios.

Y es que es el mundo escort, cuando los clientes ya han tenido citas de larga duración, son muy dados a querer pagar cada vez menos. Argumentando precisamente eso, ser clientes que demandan muchos servicios. Algo que jamás se debe consentir.

Carla Mila

 

 

 

 

5/5 (2 Reviews)