Escorts españolas, las chicas que siempre triunfan

Escorts españolas, las chicas que siempre triunfan

Las escorts españolas son cada vez más las solicitadas por quienes buscan pasar los mejores momentos de relax, sexo o compañía. Por lo general, y en comparación con putas de lujo de otras nacionalidades, las españolas son chicas con las que los clientes de nuestro país se sienten más cómodos. Con esto no queremos decir que aquellas chicas de compañía que no son españolas, que trabajan de manera espectacular. Así, muchas de ellas que llevan años en España aportan siempre un toque exótico a una relación sexual, además de ofrecer nuevos y diferentes servicios.

También sus rostros son tan bellos y sus cuerpos tan armoniosos como las de las acompañantes españolas. Pero a la hora de la verdad, el cliente es quien decide, y en este sentido son las escorts españolas las más solicitadas.

¿Cómo son las escorts de nuestro país?

Por lo general, el perfil de la escort española de lujo suelen ser chicas que no sólo se dedican a realizar servicios como putas de lujo. Es decir, no basan su vida en citas y encuentros con clientes, sino que la mayoría de ellas lo compaginan con otras actividades. Muchas son universitarias, otras azafatas, comerciales, secretarias, dependientas. Para sacarse un sobresueldo ejercen como escorts de lujo. Tienen por lo tanto una vida un poco más interesante que las putas profesionales, algo que a la hora de relacionarse con los clientes es un plus añadido.

Muchas de ellas son jóvenes, desinhibidas, abiertas, transparentes, sin grandes pretensiones a la hora de realizar muchos servicios. Prefieren que estos encuentros sean con hombres o parejas respetuosos, y no ser sólo putas de lujo con muchos servicios sexuales que ofrecer.

Cada una de ellas es completamente libre de ofrecer aquello que más gusta. Y como escorts jóvenes, tienen un concepto del sexo muy abierto y pasional.

Acompañantes de lujo españolas para citas prolongadas

Sus encantos naturales, el hecho de que la mayoría sean chicas sin operar unido a un carácter simpático y cercano las convierte en mucho más atractivas. Lo que provoca que sean, sin duda alguna, en las preferidas por los clientes españoles y extranjeros.

A esto hay que sumar que este perfil de escort es mucho más interesante debido a que su conversación, privacidad, y discreción son características que las definen. Ellas llevan una vida paralela y no desean que nadie de su entorno familiar ni social, se entere de su faceta como putas de lujo.

escorts-españolas-sexys

 

De ahí que para los clientes que desean tener la mayor discreción, las escorts españolas son las indicadas para citas prolongadas, viajes románticos o noches completas de placer.

Si ya la comunicación, junto con la imaginación, son los dos pilares del sexo, junto con escorts españolas todo será más fácil. En primer lugar, porque tanto cliente como escort hablan el mismo idioma sin miedo a equívocos. Y en segundo lugar porque ellas también se adaptarán a la perfección a todo tipo de fantasías y juegos eróticos. Siempre entendiendo al cliente sus caprichos más íntimos.

A todo ello, unir que la conversación amena y natural las hace aún más atractivas para pasar momentos cómplices donde podrán charlar sobre cualquier tema que surja. Algo que con las putas de lujo de otros países será un poco más complicado.

Desplazamientos a hoteles y domicilios

La discreción que garantiza a las escorts españolas de nuestra agencia, es muy superior a la de otras acompañantes de diferentes nacionalidades. En primer lugar, conocen la ciudad y con ella los hoteles más exigentes a la hora de recibir visitas. Ante cualquier imprevisto que surja, ellas permanecerán discretamente en la recepción o incluso fuera del hotel. Siempre esperando a que baje el cliente. Y es que cada vez más, los hoteles de prestigio de ciudades como Madrid o Barcelona, son más seguros. La mayoría cuentan con ascensores a los que sólo se puede acceder con la misma llave que la de los huéspedes.

Lo mismo ocurre con los desplazamientos a domicilios particulares. Su manera de ir vestidas, nada llamativas, marcarán un estilo que nadie podrá imaginar que son putas de lujo españolas. Todas aquellas miradas indiscretas pensarán que es tan sólo una visita.

Sin perder el sentido de la elegancia y el glamour, las escorts españolas acudirán siempre de manera discreta. No se adelantarán a ningún encuentro con ganas de acabar antes, como ocurre con putas de otras nacionalidades. Ni tampoco se retrasarán por respeto al cliente y a la hora que ha solicitado su cita.

Escorts españolas, el sueño de cualquier extranjero

Las principales ciudades de España, como son Madrid y Barcelona, reciben cada año a miles de ciudadanos de otros países que acuden a nuestro país por diversos motivos. Bien sea por trabajo, como por ocio, pero la inmensa mayoría de ellos con una idea en la cabeza; tener relaciones sexuales con una escort española.

La buena fama de la mujer española, guapa, simpática e interesante, está muy magnificada en otros países. Por lo que para ellos un atractivo más de nuestras principales ciudades como son Madrid y Barcelona, son las bellas escorts españolas.

escort-española

Por su edad y estudios, la inmensa mayoría hablan inglés. Han leído comentarios en foros internacionales sobre ellas. Valoran además de la belleza, el tipo de servicios que nuestras putas de lujo ofrecen.

Si a ello le sumamos que su poder adquisitivo es mucho más alto que el español, nos da como resultado que los extranjeros son los mejores clientes que pueden desear las propias escorts españolas.

A la mayoría les encanta salir a cenar con ellas y tener una amena conversación. Para posteriormente subir a la habitación a tomar una copa y terminar con unas sensacionales relaciones sexuales.

España, es para muchos, todo un paraíso sexual. 

Acompañantes de confianza

Todos estos extranjeros que nos visitan, tienen en sus países la oportunidad de conocer a escorts de las mismas nacionalidades que las que puede encontrar en España. Latinas, chicas procedentes de países del este, incluso africanas. Pero no son muchas las españolas que residen y trabajan como putas de lujo en sus ciudades de origen. Por ello, a la hora de elegir una chica de compañía cuando están en España, no dudan ni un segundo en solicitar la compañía de las escorts españolas.

Saben positivamente que además de ser chicas acompañantes entregadas, pasionales y muy sexuales, son también guapas y con bonitos cuerpos. Además de su simpatía natural que les enamora. El carácter español, mucho más abierto y espontáneo. Algo que les cautiva, porque también se traslada al comportamiento que tienen con ellos nuestras escorts españolas. De ahí que previamente se hayan seleccionado en un casting para escorts con el fin de conocerlas en profundidad.

Ellas son, dulces en los preliminares, coquetas y femeninas, conocedoras de las mejores artes amatorias y servicios, cariñosas y comprensivas. ¿Qué más se le puede pedir a una escort?